Pon un tiburón en tu vida…

Hace un tiempo escuché una historia sobre la pesca en Japón, de la que no he podido verificar su origen o veracidad, aun así me parece fantástica como metáfora para afrontar la vida y los negocios.

Japón es obviamente, un país de gran tradición pesquera y sus habitantes valoran el género de buena calidad.

Con el tiempo los barcos pesqueros se hacían de mayor tamaño, con mayor capacidad de almacenamiento, se dirigían a aguas más lejanas, lo que suponía más días de viaje y más pescado.

No podían mantener tanto tiempo el pescado fresco, al menos el que pescaban en los primeros días, por lo que decidieron congelarlo, sin embargo, los japoneses diferencian mucho entre pescado fresco y congelado. No les gustaba el sabor del pescado congelado, por lo que el precio que estaban dispuestos a pagar era ridículo. Así que los pescadores decidieron poner un tanque en los barcos para mantener la mayor cantidad de pescado vivo sin congelar.

Problema solucionado…

…Pues no, ya que el pescado inmóvil y alimentado a mano (muy confortablemente para el pescado), se volvieron más flácidos, grasos y perdieron el original sabor a fresco. ¿Cómo se las arreglaron para solucionar esto? Pues a alguno de esos pescadores se les ocurrió meter un pequeño tiburón a los tanques, claro que se comería a algunos de los peces, pero solo unos pocos, mientras el resto de los peces estaban todo el día en situación de tensión, alerta y continuo movimiento, estaban en forma y su sabor se mantenía, lo cual hizo que el precio de los mismos fuese el deseado por los pescadores.

¿A dónde quiero llegar?

Esta historia tiene muchas lecturas, te habrás dado cuenta que mucha gente vive relajada en una zona de aparente confort y en menos que se esperan su valor en el mercado se vuelve bajo o se pierde, mientras se preguntan por qué. No tienen un tiburón en su piscina.

Conoces perfectamente casos que han pasado a decenas de empresas por el “síndrome del producto acabado”, ¿Te suenan Nokia, Kodak, blockbuster, los videos VHS…? puedo seguir un buen rato más. Estas empresas ni vieron acercarse al escualo.

¿Te suena eso de como ya tengo titulación no necesito estudiar más? o ¿cómo soy un empresario de éxito ya nadie me va a dar lecciones?

La Inspiración y la innovación no vienen sin la intensidad y el nervio necesario para que se activen, viene del aprendizaje continuo, de la inquietud, de vivir con cierta tensión, en fin, de sentir que tienes un tiburón a punto de morderte el culo. Los problemas de los negocios no son tanto de dinero como de inspiración y creatividad, ahí tienes la historia de la humanidad, los mejores inventos, los mayores cambios han venido precedidos de las situaciones más desastrosas.

¿Cómo hacemos para meter ese tiburón en nuestra propia piscina? Empieza por la humildad, aunque creas que lo tienes ya hecho, esa comodidad y holgura no siempre es sinónimo de prosperidad y eternidad. Fórmate, estate a la última y abierto de mente, esto no quiere decir que apuestes por todo lo nuevo, pero debes estar atento a lo que viene o anticiparte. El cerebro bajo presión encuentra salidas que relajado nunca encontraría. ¡Estate alerta y fresco!… o serás pez muerto.

¿Quieto por miedo a equivocarte?: pez muerto.

¡Crea nuevos desafíos! estos te mantendrán dinámico, no crearlos te llevará a un estado de inercia, sé que es fácil decirlo, bueno, haz lo que puedas con lo que tengas.

Decía el humanista Erich Fromm que “La creatividad requiere tener el valor de desprenderse de las certezas”.

No pierdas tu “causa” en la vida y los negocios. El porqué de las primeras empresas de ferrocarriles era unir el país y reducir el tiempo de desplazamientos, el de sus sucesores era mantener un gran negocio heredado, una posición aparentemente cómoda, si hubiesen mantenido el motivo de sus padres o abuelos, habrían invertido en la industria aeronáutica en cuanto empezó a brotar, ya que era la misma causa de las primeras ferroviarias, ahora son peces muertos.

Pon un tiburón en tu vida y verás lo lejos que puedes llegar.

[ Escrito por Jose Maria Torrano Mondejar ]

Country Leader
INSPIRATIONALIST
Integrus España
Murcia

más información : jmtorrano@integrusglobal.com